Saltear al contenido principal
667 784 630 info@aistercel.es

La resistencia al fuego de la celulosa

La resistencia al fuego de la celulosa

Es importante destacar desde estas primeras líneas que hablamos de resistencia al fuego de la celulosa, no de que se trate de un material ignífugo, que sería algo bien distinto.

Aclarado ese punto, hay que decir que la celulosa ISOCELL que utliza Aistercel para aislar térmica y acústicamente viviendas, edificios y equipamientos no es inflamable y desde luego no propaga llama.

Es por ello que solemos decir que la celulosa es resistente al fuego y hemos preparado el video que encabeza esta entrada para demostrarlo. Los valores de resistencia al fuego de la celulosa puedes encontrarlo en la ficha técnica que puedes descargarte aquí.

La resistencia al fuego de la celulosa comparada con otros aislantes

El video que encabeza esta entrada está claramente inspirado en lo que Larry Janesky, Dr. Energy Saver, viene realizando desde mucho tiempo atrás para divulgar, como nosotros, las excelentes propiedades de la celulosa para el aislamiento térmico y acústico, en un único material y en una única aplicación, y entre las que se encuentra su capacidad de resistencia al fuego en caso de incendio.

En el siguiente video podrás comprobar cómo reaccionan diferentes materiales aislantes ante el fuego. Conviene destacar que la celulosa es un aislante natural muy popular en Estados Unidos y el norte de Europa.

¿Cómo se comporta el aislamiento térmico con celulosa en caso de incendio?

A continuación os mostramos un video-reportaje sobre el comportamiento del aislamiento térmico con celulosa en caso de incendio. Se trata de un experimiento dirigido y controlado por un equipo de bomberos de Maryland, Estados Unidos, en el que se incendian tres maquetas de edificio: una sin aislamiento térmico, otra aislada con celulosa y una tercera con fibra de vidrio.

Las conclusiones son sorprendentes: “El aislamiento térmico con celulosa puede proporcionar más de un 50% más de resistencia al fuego que el aislamiento de fibra de vidrio tradicional”.

Protección térmica en invierno y en verano, aislamiento acústico, resistencia al fuego y capacidad para regular la humedad ambiental. Todo a partir de un material, la celulosa, natural y sostenible. Insuflada en cámara o proyectada, convertirá la envolvente térmica de su vivienda en un auténtico abrigo térmico que generará, además de confort e intimidad, un importante ahorro en calefacción y aire acondicionado.

En un único día, ahorro y confort para siempre gracias a las propiedades de la celulosa.

¿Quieres abrigar tu casa con celulosa?
Esta entrada tiene un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba