Saltear al contenido principal
667 784 630 info@aistercel.es
Proyectado De Celulosa En Cubierta
Proyectado De Celulosa En Cubierta Proyectado De Celulosa En Obra Nueva Celulosa Proyectada En Cubierta Celulosa Proyectada En Pared

Proyectado de celulosa en paredes y cubierta en obra nueva en Mollet

Proyectado de celulosa, método de apliación ideal en obra nueva o proyectos de rehabilitación

El proyectado de celulosa es una técnica ideal para aplicar el aislamiento térmico en paredes y cubiertas en proyectos de obra nueva o rehabilitación. A diferencia del método de insuflado, se aplica la celulosa en húmedo utilizando toberas finas de chorro de agua que humedecen la celulosa proyectada como se puede apreciar en las imágenes que acompañan este texto. En este caso, Aistercel llevó a cabo el aislamiento térmico de paredes y cubierta de una promoción de viviendas en Mollet del Vallès que comercializará Vallès Llar Nova.

En este caso, el espesor final del aislamiento de celulosa fue de 8 centímetros que, dadas las propiedades del aislante utilizado garantizan, además de protección contra el frío y el calor, aislamiento acústico y regulación de la humedad ambiental.

¿Cambian las propiedades de la celulosa dependiendo del método de aplicación?

La respuesta es no. La celulosa es un aislante natural y ecológico, que se comporta con total naturalidad, como la madera de la que originariamente procede, y que apenas requiere de energía para su fabricación. Se trata de material procedente del papel de periódico reciclado y tratado con sales bóricas que le confieren además propiedades antifúngicas. El método, pues, no influye en los beneficios que genera tanto desde el punto de vista del confort como desde el punto de vista económico.

Y es que el ahorro es sin duda una de los beneficios directos de un buen aislamiento térmico con celulosa. Aistercel garantiza reducciones en las facturas relacionadas con la calefacción y el aire acondicionado superiores al 40% en el caso de aislar paredes y techos.

Proyectado de celulosa: protección contra el frío y contra el calor

La celulosa es un potente aislante ecológico invernal, y posiblemente el mejor aislante estival debido a su capacidad de almacenamiento de calor. Además, y debido a su elevada porosidad, se utiliza también como aislante acústico. Un dos en uno: aislamiento térmico y acústico en un único material, en una única aplicación, ahorro y confort para siempre independientemente de si se opta por el proyectado de celulosa o el insuflado.

¿Tienes un proyecto de rehabilitación entre manos y necesitas una empresa aplicadora de aislamiento térmico? ¿Estás pensando en aislar térmicamente tu casa?

Contacta con Aistercel
Esta entrada tiene un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba