Saltear al contenido principal
667 784 630 info@aistercel.es
Aislamiento En Una Rehabilitación Integral

Aislamiento en una rehabilitación integral

La rehabilitación integral de un edificio es una buena ocasión para mejorarlo energéticamente. Más que eso: debería ser un criterio indispensable para que la recuperación de viviendas fuera completa y estas aumentaran su valor en todos los sentidos. Afortunadamente, las empresas que se encargan de rehabilitar o construir edificios tienen esto cada vez más en cuenta, y por eso Aistercel puede intervenir en este tipo de obras con cierta frecuencia realizando aislamientos. Por ejemplo, el que se está llevando a cabo en Vilanova i la Geltrú: una rehabilitación integral, por dentro y por fuera, de todo un bloque de viviendas que estaba en mal estado.

Como las rehabilitaciones se hacen mayormente en edificios antiguos, la mayoría de las veces nos encontramos con cámaras de aire que tienen poco o ningún aislamiento anterior. En este caso la empresa rehabilitadora se ha decantado por la celulosa para rellenar estas cámaras, un material natural con muchas propiedades: aísla del calor y del frío, también del ruido, controla la humedad y no se inflama, entre otras características.

El porcentaje de empresas que apuestan por el aislamiento al realizar una rehabilitación integral va en aumento.

Las particularidades del aislamiento de paredes en una rehabilitación integral son diversas:

  • Hay que coordinarse con todos los demás operarios que intervienen en la obra: personas encargadas de la albañilería, la fontanería, la electricidad, la cristalería… El trabajo conjunto es fundamental para determinar el orden en que se hace todo.
  • Normalmente se aísla antes de enyesar, así que la aplicación de la celulosa puede generar más polvo (los ladrillos son porosos). Esto, sin embargo, no es una molestia, ya que el espacio aún no está habitado.
  • Por la misma razón, se puede insuflar por el interior sin problema, aunque al final se tapan igualmente los agujeros con mortero. Posteriormente, cuando las paredes se enyesen y se pinten, no habrá ni rastro de los mismos.
  • El tiempo que se utiliza para aislar es muy corto: al no haber ningún tipo de obstáculo por no estar habitada la vivienda, se puede hacer mucho trabajo en un espacio de tiempo aún menor del habitual.
  • Todos y cada uno de los pisos estarán aislados cuando la gente entre a vivir en ellos, de manera que todos los vecinos y vecinas tendrán el mismo nivel de ahorro energético y no tendrán que preocuparse más de ello en el futuro.

Las ventajas de que una empresa de rehabilitación decida apostar por el aislamiento son, pues, bastante evidentes. En el siguiente vídeo podéis ver cómo ha sido nuestro trabajo en esta rehabilitación integral de Vilanova i la Geltrú.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba