aislamiento con celulosa cubierta tipo volta catalana

Aislamiento con celulosa de cubierta tipo volta catalana por el exterior. ¿Cómo lo hacemos? Pues recientemente hemos llevado a cabo la mejora del aislamiento de un ático en Barcelona cuyo techo abovedado, tipo volta catalana, era accesible desde la azotea. Por tanto, pudimos realizar los trabajos de insuflado desde el exterior.

En artículos referidos a actuaciones similares explicábamos que «la volta catalana es un tipo de bóveda tabicada y una técnica de construcción tradicional catalana que consiste en cubrir el recinto o espacio mediante una bóveda de ladrillos colocados por la parte plana, es decir, por la cara de superficie mayor que forman el largo o soga y el ancho o tizón del ladrillo, en vez de hacerlo por cualquiera de las demás caras gruesas«.

Básicamente, y como si se tratara de otro tipo de techo o cubierta, el procedimiento de insuflado en cámara consiste en acceder al espacio para rellenarlo con el material aislante, en este caso celulosa. 

En la imagen anterior, se aprecia cómo vamos cerrando con pequeños trabajos de albañilería los accesos practicados para insuflar la celulosa en la volta catalana y, a la vez, controlar que la distribución del material por toda la cubierta es la idónea.

A continuación, mostramos una imagen de detalle con la celulosa ya insuflada. Más de 20 centímetros aplicados que conforman lo que denominamos «manta de celulosa» y que se traduce en una triple protección: térmica, acústica y capacidad para regular la humedad ambiental o por condensación gracias a las propiedades de la celulosa.

Los propietarios del ático en la zona del Eixample de Barcelona notarán la diferencia, eso seguro. La manta de celulosa aplicada en interior de la bóveda tendrá un impacto excepcional, reduciendo el consumo de energía necesario para mantener la temperatura de confort no sólo en invierno, también en verano.

Porque el aislamiento con celulosa de una cubierta, en este caso tipo volta catalana, ofrece protección contra el frío, el calor y el ruido. ¿A qué esperas para obtener un triple beneficio? Ahorro, confort, calidad de vida gracias a la mejora del aislamiento térmico con celulosa.

Pide información sin compromiso.